PluralNoticias 04

Frecuencia Zero 92.5 FM

alaire 01  

bannerSOCIEDAD 10

informe-UCA.jpg

El Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (UCA) es uno de los organismos que evalúa, mes a mes, las variables económicas que reflejan la situación social. Ayer se conoció el índice que realiza sobre la pobreza infantil y reveló un contundente ascenso a del 37,1 por ciento hasta el 41,2 por ciento en 2018. 

 

Resultado de imagen para informe uca niñosEl documento revela que 4,7 millones de chicos y chicas no pueden acceder a algunos de los derechos básicos: están mal alimentados, duermen en casas sin agua potable o tienen problemas para acceder a educación básica o a un primario nivel de atención sanitaria.

"Analizamos la pobreza multidimensional, es decir, no medir únicamente los ingresos de los hogares sino las múltiples dimensiones de derechos que están consagrados en la Convención de los Derechos de los Niños, Niñas y Adolescentes: hoy en la Argentina 6 de cada 10 niños tienen una privación de algunos de estos derechos y 4 de cada 10 viven en hogares pobres por ingreso, es decir, en la pobreza estructural", advirtió a Frecuencia Zero Santiago Poy, investigador del Barómetro de la Deuda Social de la UCA. 

El aumento de los alimentos, la inflación histórica del año pasado, y la liberalización de las tarifas decantó en un aumento brusco de la pobreza, que según consignó el INDEC en marzo, llegó al 32 por ciento, un ascenso del 5 por ciento de un año a otro. En el mismo sentido, el informe del Observatorio de la UCA graficó cifras alarmantes: la cantidad de chicos que pasaron hambre en el último año por falta de dinero en el hogar para la compra de alimentos pasó de 7,1 por ciento a 11,2 por ciento, 483.800 niños y adolescentes.

"La medición de pobreza permite ver cuales son las dimensiones de derechos que marcan las principales deudas pendientes: si bien se han hecho progresos en el plano del saneamiento -acceso a cloacas, inodoros, viviendas y hacinamiento- hay deudas con la infancia en cuanto a la calidad educativa, el acceso a la información y un aspecto que ha empeorado que tiene que ver con la disponibilidad de alimentos", detalló Poy, quien junto a Ianina Tuñon, elaboraron "Pobreza, derecho e infancias en la Argentina (2010-2018)".

Pensando de cara al futuro y las políticas públicas que el Estado debiera establecer para solucionar dichas problemáticas, el especialista aseveró que "si bien se han bajado algunas cifras", hay temas relacionados a la "gran dimensión de las deudas sociales que no alcanzan evaluando solo a un período de gobierno". 

 

0
0
0
s2smodern