PluralNoticias 04

Frecuencia Zero 92.5 FM

alaire 01  

bannerCOLUMNISTAS 25

Troskismo Shampoo.jpg

Como todos los lunes, Eduardo Sartelli pasó por Frecuencia Zero para realizar un crudo análisis sobre la realidad política, y se detuvo a desmenuzar la campaña política que la izquierda argentina está llevando a cabo de la mano de la unidad de un sector protagonizado por el Frente de Izquierda de los Trabajadores (FIT) de Nicolás del Caño y Myriam Bregman que se unió al histórico Partido Obrero, y por otro a la intención de renovación de la mano de Manuela Castañeira.

 


 "Es una pena ver a tantos buenos y honestos compañeros que ponen el cuerpo en las calles para seguir una estrategia que es tan lamentable: a este paso la izquierda va mal", consideró el historiador y profesor de la Universidad de Buenos Aires y explicó que el movimiento de izquierda se encuentra en crisis debido al troskismo que "no tiene una idea de lo que es la Argentina, no los ha estudiado, no tiene programa y son pura cita generalizada". 

Según su mirada, tanto una victoria como una derrota del sector implicarían un "desastre". Por un lado, si se llega a obtener una buena cantidad de votos, implicaría el ascenso del "troskismo shampoo", un sector que "arma pura y exclusivamente su campaña a través de los medios de comunicación, no desmerece en nada a Duran Barba y se pliega a las tendencias más inmediatas".

Mientras que si se da una derrota y una baja en su caudal electoral, tendría como consecuencia "una crisis y una desmoralización del conjunto", a lo que propuso como salida "recoger el piolín y dar de vuelta". Además, disparó contra el ascenso de Castañeira, a quien criticó por no ser "socialista ni obrerista"

Por otra parte, analizando la situación económica y política actual, el intelectual de izquierda planteó que se asemeja al contexto de crisis de 2001: "Si gana Mauricio Macri seguirá habiendo mano blanda para el crédito al país: el escenario más probable es 'guarda que vamos a un problema serio' y en ese contexto en vez de usar la cabeza para pensar la usamos para lavarnos el pelo", concluyó Sartelli.

 

0
0
0
s2smodern